Benditas Caramayolas


No voy a entrar al tema de fondo que es tratar de responder la pregunta ¿Por qué guardamos tantas caramayolas? Eso se lo dejo a un sicólogo y desde ya les decimos que esta tribuna está abierta para el que quiera responder la pregunta. Está difícil.

Lo mío es más simple y práctico. Solo mostrarles una forma de guardar las benditas caramayolas de una manera, a mi juicio, más eficiente. Como ven en la foto, sugiero guardarlas horizontales.

Tiene varias ventajas. Primero, aumentan las probabilidades que las uses todas ya que están a la vista y es fácil sacarlas. Cuando las guardas verticales sólo tienes a la vista unas pocas y vas a elegir evidentemente una de la primera fila. Después de un tiempo te das cuenta que las del fondo no las has usado por años. Con la técnica horizontal y usándolas, cuando te pregunten en tono de queja ¿y las usas todas? Puedes contestar sin cargo de conciencia que sí. Déjenlo ahí y no entren al tema de fondo, eso sería un error.

Segundo, dada la poca estabilidad de las caramayolas vacías frecuentemente cuando se guardan verticales tienden a caerse. Y esto pasa siempre que uno está apurado. Finalmente, dependiendo de la forma del área disponible para guardarlas, horizontalmente puede aprovecharse mejor el espacio y meter más caramayolas, lo que por alguna razón misteriosa nos hace muy felices.

por Ricardo Cumplido Lunes 17 de noviembre de 2014

Volver

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ranking Trichile

Quién está?

There are currently 0 users and 31 guests online.